Transtornos del sueño

El sueño es un estado de actividad cerebral necesario para todas las especies animales superiores, incluida la humana. Las funciones que desempeña el sueño son las siguientes:

  • Restaura y equilibra los tejidos corporales, fundamentalmente el sistema nervioso central.
  • Conservación de la energía.
  • Regulación térmica.
  • Eliminación de recuerdos irrelevantes de un cerebro sometido a sobrecarga sensorial y estimular.
  • Consolidación de la memoria.

Por lo tanto, es una función fundamental para los seres humanos,  de la que no podemos prescindir, pero lo hacemos a menudo. En ocasiones debido a una mala organización sumado a compromisos como el trabajo, la familia, los hobbies… pero en otras puede ser consecuencia de una enfermedad orgánica o de alguna alternación anímica, emocional y/o cognitiva.

Bien es cierto, que existen varios grados de “alteraciones del sueño”, y por lo tanto con consecuencias distintas y particulares para cada persona. Los profesionales de la salud recomendamos practicar un sueño regular de entre unas 6 y 8 horas diarias, para así poder desarrollarse de una manera óptima durante la vigila. Aunque algunas personas con un tiempo más reducido de sueño puedan alcanzar este estado óptimo donde otras con una mayor inversión horaria no llegan.

En los países industrializados occidentales, 20 a 30% de la población padece trastornos del sueño. Su origen es muy variado, en ocasiones, aparecen como efecto de otras enfermedades y otras, constituyen factores de riesgo que favorecen la aparición de otras patologías. Son un motivo frecuente de consulta y en ocasiones generan importantes consecuencias físicas y psicológicas en el individuo que los padece.

Aunque el insomnio es el trastorno más frecuente y conocido, y los trastornos del sueño constituyen un grupo muy numeroso y heterogéneo de procesos. Dentro de los problemas que solemos tratar en nuestro centro, podemos destacar que entre los más habituales se encuentran los siguientes:

  • Insomnio crónico.
  • Insomnio episódico.
  • Narcolepsia.
  • Hipersomnia.
  • Síndrome de apnea obstructiva del sueño.
  • Síndrome las piernas inquietas (SPI).
  • Parasomnias.
  • Terrores nocturnos.
  • Pesadillas.
  • Sonambulismo

CONSECUENCIAS

El sueño es una función vital básica para el correcto funcionamiento del cuerpo y la mente. Las alteraciones del sueño producen:

  • Alteraciones físicas (cansancio, molestias, problemas digestivos, problemas hormonales, etc.)
  • Alteraciones personales (irritabilidad, cansancio, ansiedad, depresión, obsesiones, etc.)

Resulta necesaria una correcta higiene del sueño y sus alteraciones pueden desencadenar problemas más graves a medio y largo plazo, por ello es conveniente intervenir eficazmente y lo antes posible.

¿CÓMO LO TRATAMOS EN NUESTRO CENTRO?

Cada problema es individual y único, y así pensamos que debe ser su tratamiento en Symploké psicólogos. Diseñamos un programa específico para cada paciente en función de sus necesidades, exigencias y recursos. Algunas de las técnicas empleadas en este tipo de trastorno son las siguientes:

  • Técnicas de relajación.
  • Hipnosis clínica.
  • Técnicas de control atencional.
  • Técnicas de concentración.

En Symploké Psicólogos queremos ayudarte

Si tus necesidades no se ajustan con lo que describimos en la página, háznoslo saber. Procuraremos poner en marcha todos nuestros recursos disponibles para ofrecerte una solución. Ten en cuenta que cada situación personal es único e individual, así como el proceso que este debería seguir: siempre ajustado a tus necesidades.